Simetría

22/10/11
Increíble. Asi describo la manera en la que te apareciste de la nada en mi vida. Sorpresas como esas, te diré, no me son agradables… pero contigo me he dado cuenta que las sorpresas tienen su lado positivo.
Eres diferente, amigo mío. Te conozco desde hace muy poco, pero creo ver pasar tu vida antes mis ojos tan rápidamente, que siento que has estado en ella por muchísimo tiempo.
Charlar contigo es como encontrar un nuevo mundo. Cada palabra tuya me suena fascinante. La confianza es tanta que sabes mis más oscuros secretos de un pasado, que esta demás decir, quiero borrar totalmente de mi recuerdo. Y aunque me ayudó el hablarlo contigo, lamento mucho el hecho de que te haya sumergido en las tristes historias del pasado al cual voy huyendo. Aun así y a pesar de todo eso, te agradezco.
Aun estoy procesando la idea de cómo dos personas, de lugares lejanos, se encuentren de la manera más inusual, a través de una conexión extraña, y que lleguen a complementarse de esta manera. No hablo en sentido romántico, amigo mío, pero claro eso lo sabes, es solo el hecho de que tan impactante ha sido tu llegada a mi vida.
Ay, pequeña sabandija (lo digo de forma cariñosa aunque digas que no tenes una razón por la cual ponerle un nombre cariñoso a una amiga)! Si que te he tomado cariño, es más, en pocas palabras, vaya que si te estoy aprendiendo a querer. Lo que me resulta totalmente interesante puesto que así como somos de parecidos en muchas cosas, si que somos totalmente diferentes.
No te he visto cara a cara (lo cual se que pasara algún día, y más pronto de lo que te imaginas) pero me digo, que más da! Él me ha desnudado su alma, y me ha dejado ver donde muchas personas quizás nunca han visto! Majestual privilegio (lo digo en serio, no estoy usando tu sarcasmo). Aprecio muchísimo y guardo muy bien en mi la confianza que mes has brindado.
Gracias, por estar ahí, y por haber llegado en buen momento a mi vida. Disfruto mucho de nuestras platicas, que en dos ocasiones se han vuelto cursis, en una ocasión se volvió sobre sacar sentimientos y gustos a flote y una se tornó un poco acerca de reclamos, enojo, incomodidad y bueno que te diré, estabas ahí presente. (Espero que no vuelva a pasar, no me gusto para nada la media pelea, lo que siento aun más extraño, pues nos acabamos de conocer! Estamos locos!)
Un camino es el que se planta ante nuestros ojos, y espero que sea de caminarlo juntos. (Vaya que es tremenda compañía). Te aprecio como ser humano que eres, y espero que este sea solo el principio de una muy larga, apacible, grata y extraña (loca, creo que me entiendes, porque no somos normales, en el mejor sentido de la palabra) amistad.
F. Liss

2 comentarios:

E.P. dijo...

...y a veces por los caminos se encuentran dos almas solitarias que saben caminar junto a otra similar y, casi sin darse cueta, no están solas ya.

Lilith Ketzer dijo...

exactamente... a veces y solo a veces suceden estas cosas... a mi me ha sucedido!